MIS VIVENCIAS DE UN PASADO INOLVIDABLE. 1A PARTE

 

VIVENCIAS00
Mi primera fotografia
con mis padres

He querido hacer una recopilación de mis primeras vivencias, desde allá, donde mi memoria me dice que ya puedo recordar.Estamos hablando de 1933, cuando tenía 3 años de edad, que ahora mucho más tarde, todavía recuerdo nítidamente, como si fuera ayer.

 

LA DIFÍCIL ETAPA DE MI INFANCIA

 

Mi lugar de nacimiento se produjo en la calle de Cerdeña 210, de Baracelona según me explicaron mis padres, años más tarde. Ellos eran los conserjes de esta finca, con lo cual también era su primer trabajo en Barcelona. Estaba muy próxima al Templo de la Sagrada Familia, de la cual distaba tan solo unos 100 m. y donde recibí las aguas bautismales.


Rebobinando en los recuerdos de mi niñez, la primera vez que mi memoria me trae un recuerdo, se centra en los llantos de un niño, que no era otro, que mi hermano Jaime que acababa de nacer. Mis padres tenían en alquiler un piso situado en la calle de Nápoles 230 de Barcelona, entre las calles de Valencia y Mallorca.

Era un cuarto piso en la parte posterior del edificio, desde donde se divisaba la actual Diagonal. Según parece, yo era un niño muy travieso y recuerdo como si fuera ayer, que la primera bronca que escuché en esta temprana edad, fue la de mi padre cuando se enteró que desde el balcón exterior, tire al vacío los pollos y conejos que tenían en una pequeña jaula, como despensa para comer en aquellos precarios tiempos, como.asi mismo la represalia de mi madre que no salia de su asombro, al ver de lo que era capaz de hacer su hijo mayor.


VIVENCIAS02
El Templo
de la Sagrada Familia

Muy cerca de nuestro domicilio recuerdo, que en la calle de Roger de Flor, entre las calles de Valencia y Aragón, existía una guardaría para acoger y cuidar a los niños en un “patio-jardín” muy amplio y acogedor donde podías jugar sin ningún peligro, pues constantemente los monitores que cuidaban de nosotros, no dudaban en participar en todos los Juegos que nos iban enseñando.

 

Esta guardaría, que aún hoy es visible, como un patio interior de descanso, de los muchos que existen en Barcelona. Esto fué una buena solución para mis padres, dada su cercania con nuestro.domicilio, para tenernos acogidos y protegidos, mientras ellos a su vez pudieran desarrollar sus trabajos de casa, y poder continuar con sus tareas habituales, del dia a dia.

 

Recuerdo también, que un día nos llevarón de excursión a un pueblecito muy cercano de nuestra ciudad, que dicho sea de paso supuso mi primera experiencia fuera del control de ellos, dado lo bien que lo pasamos en uns frondosos bosques, que todavía recuerdo nítidamente, pesar del tiempo transcurrido.

 

Para contrastar todo lo expuesto previamente, ayer dia 7 de febrero 2019, hice un recorrido a pié por todos aquellos lugares, donde sucedieron las incidencias de aquellos lejanos años. Contemplar que la veracidad de todo lo sucedido antes, es ahora la evidencia que la memoria de las personas, puede estar presente para el resto de su existencia.

EL IMBORRABLE RECUERDO DE MIS PADRES

 

Mi padre era oriundo de Darnius (Girona) un pueblecito situado en el Alt Empordà, casi en la misma frontera con Francía. Su nombre respondia al de Jaime, todo un hombre bueno donde los haya, con una fuerza descomunal para cualquier tipo de trabajo. Su primer trabajo laboral lo desarrolló como Conserje, en la porteria de un edificio de la calle Balmes.esquina con la calle Aragón.

 

Pero pronto cambió de trabajo pasando a ejercer de guardabarreras, del ferrocarril de Hospitalet de Llobregat a su paso por sus l afueras, que yo con 10 años recuerdo perfectamente.cuando iba a verlo, con su bandera roja en la mano.

VIVENCIAS03
Mis adorables padres

Pero estaba escrito que este trabajo tampoco le convencía demasiado, hasta encontrar uno que le venía perfecto, que no era otro, que ser recadero de medicamentos para los clientes que lo solicitaban en una farmacía.

 

Esta era una farmacia situada en plena Rambla de San José, esquina a la calle Colón, que es el paso actual que conduce a la emblemática Plaza Real y que regentaba como propietario, una persona licenciada en farmacia, cuyo nombre respondía a José Salinas.

 

Actualmente esta misma farmacia, sigue existiendo en su lugar de origen, y siempre en el curso de mis cotidianos recurridos a pie por los barrios de Barcelona, suelo parar unos instantes para recordar a mi padre, que tantas veces cruzó el humbral de esta puerta, que al mirarla no puedo impedir que me afloren unas lágrimas cuando lo recuerdo..


Mi madre era natural de Castejón deTornos, un pueblecito situado en la provincia de Teruel, muy cerca de la famosa Laguna de agua salada de Gallocanta. Al igual que solia hacer mucha gente en aquellos complicados tiempos, ella también viajo hacia Barcelona, en busca de un medio de vida más seguro y estable, convencida que ello podia suponer un paso adelante en busca de un futuro, muy incierto en aquellos momentos.
                                                                                              

 VIVENCIAS04
 La población de Darnius

Su nombre era Emerenciana, pero ya en la ciudad condal, se hacía llamar Amelia, porque según su parecer, era mas facil de recordar. Su primera ocupación fue como asistenta en un taller de confecciones de ropa.

 

Por cierto y justo delante en la acera de enfrente, cuando nuestro dominicilio en aquel entonces estaba situado en la calle Cerdeña 355, existe un acreditado restaurante con unas siglas muy significativas en el frontal de su fachada, con el nombre de “La Yaya Amélia”.

 

Hay que señalar, que mi madre no tenia ningún tipo de estudios, por lo cual no sabía escribir ni leer dado que nunca abandonó la precariedad de un pueblo, perdido entre los macizos de las montañas que rodeaban aquella zona. Pero sus vivencias en una gran ciudad como Barcelona, fueron su mejor escuela para abrirse camino y corregir la precariedad de sus estudios.

 

Este periodo de mis primeros pasos por el mundo finalizan, con la entrada triunfal en Barcelona de las tropas nacionales del General Francisco Franco, por la Avenida Diagonal, el dia 1 de Abril de 1939.

 

EL COMIENZO DEL CAOS Y EL DESORDEN EN BARCELONA

 

VIVENCIAS05
Una estampa callejera muy habitual

Era patético contemplar como Barcelona se iba sumergiendo en un desbarajuste enorme, donde lo habitual era contemplar a hombres y mujeres con los fusiles al hombro, dispuestos a saldar cuentas con el “vecino del lado”.

 

Pero yo todavía un niño de 6 años, aparte de contemplar lo que estaba sucediendo por las calles, era para mí todo un espectáculo contemplar desde el balcón de nuestro piso, como las baterias de cañones situadas en la cima del Monte del Carmelo, visible desde nuestro balcón, intentaban impactar en los aviones conocídos como los “Pavas”, procedentes del fascismo italiano. Era verdaderamente alucinante, ver como los cañones y los focos reflectores del Carmelo, apuntaban hacía los aviones que intentaban eludir alguno de aquellos impactos.

 

Pero lo cierto es que nunca vimos derribar alguno de ellos, aunque si las explosiones de las bombas que dejaban una estela de humo blanco, que muy cerca estuvieron de impactar, mientras los  “Pavas” a su vez no cesaban de bombardear sobre la ciudad.


Uno de los recuerdos que nunca olvidare, fué ver a los vecinos de nuestro barrio, excavando con pico y pala la construcción contra reloj, de un refugio en tierra viva y sin cimentar, del cual todavía tengo en mi memoria, su inconfundible olor de la tierra viva húmeda. Todavía hoy si pasas por esta acera, percibirás una pequeña curvatura en el suelo, como testimonio inconfundible del mencionado refugio, que estaba situado a tan solo 20 metros de la puerta de nuestra vivienda

 

VIVENCIAS06

Construyendo el refugio a

pico y pala

Muy cerca de nuestro domicilio, en el Paseo de San Juan, existía una fabrica de motores para aviones y otros artefactos de guerra, conocida como La Fabrica Elizalde, por lo cual los cañones de de los barcos de guerra y los aviones nacionales, intentaban impactar en ella. Pero los que recibían sus impactos casi siempre, eran las casas colindantes.

                                            

                           IMAGENES QUE NUNCA DEBIERA HABER VISTO

 

Es a partir de este punto, cunado uno todavia un niño, le tocó ver imágenes que jamás se me olvidaran. Una de ellas sucedió en una de las sedes, que Aceites Salat tenia en Barcelona, concretamente en la calle Marina, junto a la Estación del ferrocarril del Nosrte, cuando un inmenso gentio desesperado intentaban por todos los medios, requisar el aceite almacenado en una gran tinaja, de cerca unos 3 metros de altura por unos 20 de anchura, cuando una persona encaramada en la parte superior de la misma intentando requisar aceite, cae accidentalmente de bruces en ella, muriendo ahogado en el fondo de la misma.

 VIVENCIAS01b
 Fusilamientos en el Campo
de la Bota

Otro recuerdo que ojala nunca debiera a ver visto, fué cuando en la playa del Campo de la Bota, una zona cercana al barrio de gente de étnia gitana, decenas de personas eran fusiladas puestas en pié en plena arena, por la represión de las tropas franquistas.

  Otra escena que jamás he olvidado, es aquella cuando nosotros desde el balcón de la calle Cerdeña 355, estábamos esperando a nuestro padre, al cual divisamos con un pesado saco de garbanzos colgado a la espalda, cuando es asaltado brutalmente por unos personajes que sin piedad, armados con cuchillos le revientan el saco, vertiendo por el suelo todo su contenido.

 

VIVENCIAS01c

Todo el mundo requisaba
lo que podía

En aquella època todo en mundo requisaba lo que podía, lo cual quiere decir que mi padre también hizo lo mismo, pero cargar con un saco de 100 kilos a un kilometro de distancia.y cuesta hacia arriba, no lo hace cualquiera. Mi padre tenía una fortaleza.descomunal, por eso nadie era capaz trasladar semejante peso, prefiriendo esperar que llegara. Este suceso le afectó mucho por su impotencía y por el abatimiendo que le dejó totalmente totalmente desconcentrado.

NUEVO CAMBIO DE DOMICILIO

 

A partir de este momento siempre con el miedo por delante, fueron pasando los años, y uno ya se iba acostunbrando a todo tipos de disturbios, hasta que nuestros padres decidieron canviar de domicilio, ocupando un piso propiedad de “nuestros tíos” en la calle de la Paja 9, célebre por la gran cantidad de tiendas de anticuarios, a tan solo 100 metros de la Iglesia de Santa Maria del Pí, pero con los mismos problemas políticos, aúnque en otra dimensión de barberie mes brutal.

 

Desdeelbalcónde nuestro nuevo domicilio, se veía perfectamente, el crematorio de reliquias de la mencionada Iglesia, las peleas de hombres y mujeres de diferentes tendencias políticas, las carrerillas de la gente y todo lo que uno se puede imaginar.Pero aunque despacio, las cosas se iban normalizando con la particular política del règimen franquista, muy cuestionada hoy, pero que entonces, ante todo lo sucedido, hizo volver la normalidad a la ciudadanía que tanta falta le hacía.

 

                   SIN PRETENDERLO ME CONVIERTO EN UN REY MAGO

 

En este ambiente crispado y siempre con el temor de lo pudiera suceder, la actividad de la ciudadania no se detenía, continuando con sus Tradiciónales Fiestas Mayores, con organizaciones lúdicas, recreativas y festivas, que se organizaban por todos los barrios y districtos de Barcelona.

 

Es a partir de este punto, cuando comenzarian mis primeras actuaciones, que con el paso del tiempo me conducirian a ser un futuro atleta, no dejando de acudir a todos los districtos de la ciudad para tomar parte en ellas, donde siempre habia en sus programas, una carrera a pié para la gente menuda.

 

Por lo visto esto de corrér se me daba muy bién, porque siempre ganaba alla donde participaba. Los premios siempre solian ser juguetes, que iba almacenando en nuestro domicilio de la calle La Paja como podian ser pelotas de futbol, patinetes, mecanos, puzles, juegos de ping-pong, juegos didácticos, juegos de parchis, de damas, cajas de soldados de plomo, trenes, como así mismo una gran diversidad de todo tipo de juguetes.

 

En aquella época no todos los niños podian gozar de lo que más les ilusiona, como es poder tener un juguete a su alcance. Sin pretenderlo me converti en una especie de Rey Mago, dado que solia repartir entre mis amigos del barrio, todos los juguetes que tenía en mi domicilio.

 

Y así, con el paso del tiempo me iba forjando como atleta, empezando a entrenar a mi manera, en un circuito muy cercano a mi domicilio. Esta pista de entrenamiento, la conformaban la Plaza del Pino, la calle Petrixol, la calle de Puertaferrisa, calle del Pino y plaza de San José Oriol que era el punto de salida y llegada,. al lado mismo de la Iglesia de Santa Maria del Pí, quizás la más histórica que atesora Barcelona, en la cual estuve de monaguillo unos cuantos años.

 

Mi método de entreno era muy personal, pues yo era de aquellos que pensaban, que como más kilómetros corres me mejor estas. Como queda señalado, mi domicilio de la calle de La Paja estaba ubicado muy cerca de este circuito, Era una calle muy conocida por la gran cantidad de tiendas de anticuarios, donde podias encontrar los objectos más raros e impensables.

 

Personalmente para mí, fue una etapa muy feliz, dado que solo me preocupaba de corrér lo más rápido posible, porque según la opinión de los técnicos, lo hacía muy bien.

 

Mi primera prueba fué la Jean Bouin para escolares. Lei su anuncio en la portada de un periódico, concretament El Mundo Deportivo, que estaba colgado en un kiosco de periódicos de la Plaza San José Oriol.

 

Salí corriendo al momento, para ir hasta la calle Diputación, donde estaba la redacción del mencionado periódico. Me dieron el dorsal y las instrucciones para la prueba que empezaba en Diagonal-Paseo de Gracía con los vesturios en el desaparecido Frontón Condal..Y aqui empieza la primera anécdota de las muchas que tendría en el futuro.

 

VIVENCIAS07
Ganador de la Jean Bouin en 1947

Resulta que en el taller de cajas fuertes, donde yo trabajaba de aprendiz, lo hacía también un bombero del Cuerpo de Bomberos de Barcelona, en el cual hacía horas extras, que también corria en la misma prueba que yo, dado que estaban mezcladas las categorís de Empresas, Debutantes, Escolares y Juveniles. Como yo siempre iba solo, me ofreció llevar mi ropa de abrigo en el coche oficial de Bomberos, a lo que uno de sus integrantes se opuso tajantemente, pero al final accedieron llevar mi ropa.     

                                   

Alegarón que con el frio que hacía en aquel mes de enero, ellos quedarian helados en la llegada muertos de frio, esperando que yo hiciera mi aparición. Al final una vez cruzada la meta situada a 200 metros después de pasar el Arco del Triunfo, me fuí corriendo al lugar donde estaba previsto que estaría el coche de los bomberos, pero estos no llegaban, mientras yo tiritando de frio parecía que estaba en la Siberia. Ni que decír tiene que cuando se enteraron que había sido el vencedor, quedaron como témpelos de hielo en el Artico.

 

Esta sonada y primera anécdota sería la primera de las muchas que me ocurrieron, durante muchos años por Europa y Escandinavia, con actuaciones que me situaron en los listados mundiales. Siempre pensé que el mejor retorno que podría hacer a tanta gente que me apoyo, era situar al atletismo barcelonés, catalán y español en lo más alto de los ránkings internacionales, lo que me permitió que a partir de este instante se me conociera, como el atleta que abrió las Puertas de Europa para nuestro atletismo de alto nivel.

                               

ANEXO A MIS BREVES MEMORIAS

 

VIVENCIAS08

Puerta de acceso a la Iglesia de

Santa Maria del Pí

Hasta aquí los negocios familiares realiados en esta època moderna, en que las computadoras y los avances técnicos, son realmente los que facilitan estas fusiones tan en boga actualmente, entre estos clanes familiares.

Pero mucho antes también existieron este tipo de negocios familiares, que no todos conocen. En aquellos tiempos uno se tenía que estudiar muy bién  de donde sacar los recursos económicos para poder salir hacia adelante.

 

 

 

                   CONTINUAR 2A PARTE DE MIS VIVENCIAS DE UN PASADO INOLVIDABLE